PRISION PARA DOS PREFECTURIANOS Y UN POLICIA POR TRAFICO DE COCAINA

PUERTO RICO- Los hermanos Hugo y Julio Cabaña y Sergio Montania fueron sentenciados a seis años de prisión, luego de que en agosto de 2017 fueran detenidos por una valija con cinco kilos de droga descubierta en la sede de Prefectura Libertador General San Martín, con asiento en el Puerto de esta ciudad. La medida fue dictada por el Tribunal Oral de Posadas, en base a la instrucción realizada por el juez Federal de Oberá, José Luis Casals, y al acuerdo al que arribaron las partes en un juicio abreviado. Dos de los condenados, Hugo César Cabaña y Sergio Andrés Montania, son miembros de la Prefectura; mientras que el tercero, Julio Cabaña, es un efectivo de la Policía de Misiones. Los hermanos Cabaña son misioneros, oriundos de Eldorado, mientras que Montania es correntino.

El fallo del juicio abreviado firmado por los jueces Víctor Antonio Alonso, Norma Lampugnani y Manuel Alberto Jesús Moreira, sentenció a seis años de prisión a Hugo César Cabaña de 37 años, cabo primero de Prefectura, su hermano Julio Cabaña (30), oficial de la Policía de Misiones, y sobre Sergio Andrés Montania (30), cabo de la Prefectura. A los tres les imputaron el delito “transporte de estupefacientes agravado por la participación de tres o más personas organizadas para cometerlo y cometido por funcionarios públicos encargados de la prevención y persecución de delitos”.

Montania y los hermanos Cabaña fueron detenidos entre el 6 y el 7 de agosto de 2017, tras descubrirse en la Prefectura de esta localidad que una valija cerrada con tres candados con códigos, ocultaba casi cinco kilos de cocaína de máxima pureza.

EL HECHO

Según consta en el expediente, la historia del delito empezó a desencadenarse el jueves 27 de julio del 2017, cuando el cabo Montania, que prestaba servicio en la Agrupación Albatros, le solicitó a otro cabo, que a modo de colaboración le llevara una valija con mantas de abrigo desde Prefectura de esta ciudad hasta la sede del Grupo Especial de Operaciones Policiales de la Prefectura, con sede en la Ciudad de Buenos Aires. En esta dependencia revestía Montania y a la misma también se iba a dirigir el otro prefecturiano que estaba en esta ciudad.

Para ello, el sábado 5 de agosto, Montania le avisó a su camarada que un hombre sería el encargado de acercarle la valija a la Prefectura local. Ese contacto era el eldoradense y también prefecturiano Hugo César Cabaña. Y a la 00.03 del domingo 6 de agosto, la valija llegó a destino de la mano del policía  Julio Cabaña, quien manejaba el Chevrolet Celta de su hermano.

El bulto entregado al uniformado en el Puerto local estaba cerrado con tres candados con código, hecho que despertó sospechas en el cabo de la Prefectura que haría de correo, por lo que decidió pedir explicaciones al destinatario del mismo. Y como las respuestas fueron evasivas primero, hasta que luego Montania le admitiera a su camarada que supuestamente en el interior de la valija había mantas de abrigo que envolvían unos celulares de alta gama que le estaban mandando sus amigos misioneros, el cabo decidió solicitar asesoramiento a un superior que estaba en la dependencia local de la fuerza Federal.

El oficial ordenó cortar los candados y en ese momento descubrieron cinco panes de cocaína, que pesaron 4,885 kilogramos del estupefaciente. El hecho fue comunicado al Juzgado Federal de Oberá, a cargo de José Luis Casals, quien dispuso el secuestro de la droga, la valija, celulares y ordenó las detenciones de los hermanos Cabaña y de Montania, hecho que se concretó en cuestión de horas.

FOTO. Archivo

Leave a Comment