DETUVIERON A UN POLICIA CON UN CARGAMENTO DE CIGARRILLOS

Un suboficial de la Policía de Misiones fue demorado ayer en horas del mediodía en esta localidad, por transportar en su vehículo particular un total de nueve cajas de cigarrillos, ingresados a nuestro país sin el correspondiente aval aduanero.

El cabo primero de la fuerza de seguridad provincial fue interceptado por sus propios camaradas de la Comisaría de Capioví, cuando huía de un control de la Gendarmería Nacional, al que logró eludir en la zona de Puerto Rico. 

Según trascendió de fuentes judiciales, el cabo primero de 29 años, con prestación de servicios en el Destacamento Santa Clara de Garupá, burló un control de los gendarmes en Puerto Rico, dándose a la fuga a toda velocidad por la ruta Nacional 12, hacia el Sur, a bordo de su automóvil particular, un Peugeot 408. Pero la persecución de los efectivos de la fuerza Federal, con la contribución de los policías de Capioví, tuvieron resultados positivo en esta última localidad, donde pudieron interceptar al coche último modelo.

La requisa ordenada por la justicia Federal de Oberá determinó que el Peugeot tenía en su baúl, un total de 450 gruesas de cigarrillos, distribuidas en nueve cajas, ingresados al país de contrabando, por lo cual fueron secuestrados, igual que el coche. Y cuando procedieron a identificar al chofer del rodado, los policías descubrieron que se trataba de un camarada.

El involucrado fue notificado de la causa judicial por la infracción aduanera que deberá afrontar y fue liberado inmediatamente. Pero la Jefatura de Policía determinó su pase a disponibilidad, para luego hacer efectiva la baja de la institución.

Leave a Comment